viernes, 6 de septiembre de 2013

Las emociones y el cáncer


 Las emociones y el cáncer
Mitos y realidades
 Gina Tarditi




Mucho me ha tocado hablar con los pacientes oncológicos sobre este tema, yo siempre con esa mala costumbre de dar mi opinión, pero en este caso en particular siempre me reservé mis comentarios, nunca les llevé la contraria en este tema. Porque los pacientes con cáncer no siempre están con esa "apertura" a lo que el personal de la salud les dice, aunado a que durante su tratamiento no están en las mejores condiciones emocionales para entrar a defender posturas, cualquier discusión les significa un desgaste.

Mi opinión va para ellos, pero sobre todo para la gente a su alrededor que con todas las buenas intenciones del mundo (quiero pensar) les dicen que el cáncer es el resultado de la ira y el resentimiento guardado, que las personas que se enferman de cáncer es porque tienen odio en su corazón, corajes no sanados y vete tu a saber que tantas cosas. Lo cual no viene a ser consuelo de ningún tipo, al contrario, aparte de tener que lidiar con esta enfermedad cargan con culpas por la naturaleza de sus sentimientos o con coraje contra quien llegó a desatar en ellos esos sentimientos.

Por alguna razón que todavía no logro entender, muchas veces la ciencia se convierte en un enemigo más a vencer, es cierto, que la psique humana tiene mucho que ver en las enfermedades del cuerpo humano, hecho que está más que comprobado también, pero ahora si que "en mi experiencia", como dicen los conferencistas, los pacientes con cáncer que tienen un mejor estado de ánimo pueden sobrellevar de mejor manera sus tratamientos. Claro que hay muchos factores relacionados directamente con su estado de salud general, pero hay gente capaz de sacar de sus peores momentos la esperanza, el buen y humor y el mejor lado de las cosas.

Los consejos son buenos y las intenciones mejores, pero si es que no tenemos en la mano los conocimientos científicos que respalden nuestros consejos, es mejor que nos quedemos con ellos. Así que nada de: tómate esto, báñate con esto, párate de manos a las 5 am, ve bailando pasito duranguense a Chalma. Dejemos los comentarios de: a mi abuelita le pasó igual que a ti y ..... Mi perro tenía una tos igual que la tuya y no llegó al tercer día. En serio, NO LOS NECESITAN!!

No voy a explicar las razones del por qué del cáncer, pero si los invito a documentarse a conciencia sobre lo que va en contra o a favor. Este libro parece ser un buen inicio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario